Las empresas españolas pagan casi 1,5 días antes que la media de las europeas

La deuda pública marca récord en 1,138 billones en junio y vuelve a superar el 100% del PIB
18 agosto, 2017
La facturación de las empresas encadena 13 meses de subidas
18 agosto, 2017
Ver todas las noticias >

La diferencia en el retraso medio en los pagos de las empresas españolas y europeas fue de 1,46 días favorable para las empresas españolas, siendo la más elevada desde que, a principios de 2016, se situara por debajo de la de Europa.

Según el Estudio sobre Comportamiento de Pagos de las Empresas en Europa realizado por Informa D&B, compañía filial de Cesce, se aprecia una mejoría respecto al trimestre anterior, que ya arrojaba un saldo positivo para las compañías españolas de 1,21 días. La mayor diferencia se registró durante el último trimestre de 2011, cuando la media española era 8,60 días superior.

El retraso medio en los pagos de las empresas europeas durante el segundo trimestre fue de 13,32 días, con lo que mantiene la tendencia bajista de los últimos nueve trimestres, recortando 0,14 días respecto a los primeros tres meses del año y 0,39 frente al mismo periodo en 2016.

España, con 11,86 días de retraso medio entre abril y junio, reduce sus números en mayor medida tanto respecto al primer trimestre del año, 0,39 días, como frente a hace un año, con 1,61 días menos, el mayor descenso registrado en Europa tras el de los Países Bajos, que recortan 1,81 días en este periodo.

La diferencia en el retraso medio en los pagos de las empresas españolas y europeas fue de 1,46 días favorable para las empresas españolas, siendo la más elevada desde que, a principios de 2016, se situara por debajo de la de Europa.

Según el Estudio sobre Comportamiento de Pagos de las Empresas en Europa realizado por Informa D&B, compañía filial de Cesce, se aprecia una mejoría respecto al trimestre anterior, que ya arrojaba un saldo positivo para las compañías españolas de 1,21 días. La mayor diferencia se registró durante el último trimestre de 2011, cuando la media española era 8,60 días superior.

El retraso medio en los pagos de las empresas europeas durante el segundo trimestre fue de 13,32 días, con lo que mantiene la tendencia bajista de los últimos nueve trimestres, recortando 0,14 días respecto a los primeros tres meses del año y 0,39 frente al mismo periodo en 2016.

España, con 11,86 días de retraso medio entre abril y junio, reduce sus números en mayor medida tanto respecto al primer trimestre del año, 0,39 días, como frente a hace un año, con 1,61 días menos, el mayor descenso registrado en Europa tras el de los Países Bajos, que recortan 1,81 días en este periodo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR