Los fallos en Lexnet agitan el último día hábil antes del parón judicial de agosto

El Constitucional suspende por unanimidad la reforma catalana para la desconexión exprés
1 agosto, 2017
El salario medio ha aumentado un 10,6% desde 2006; la pensión media, un 38,3%
2 agosto, 2017
Ver todas las noticias >

Los fallos en el sistema de comunicaciones Lexnet han agitado el último día hábil en los juzgados antes del parón de agosto. La suspensión anunciada el pasado viernes, y que se prolongó hasta el domingo por la noche, ya hacía prever una jornada complicada, con riesgo de que se produjera una avalancha de notificaciones y escritos de última hora.

A ello hay que sumar la caída de unos 15 minutos de la red que se produjo ayer a mediodía y la lentitud con la que estuvo funcionando en otros momentos del día, circunstancias que provocaron un nuevo aluvión de quejas de abogados y procuradores a través de las redes sociales.

Asimismo, algunos profesionales han denunciado hoy nuevos problemas, como la confusión en el envío de algunas notificaciones entre un abogado y su sustituto. Las brechas de seguridad detectadas en Lexnet la semana pasada, por su parte, han llevado a la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) a anunciar el inicio de actuaciones previas de investigación, después de que el propio Ministerio de Justicia le notificara el viernes los incidentes registrados.

Asimismo, el Consejo General de la Abogacía ha solicitado hoy a Rafael Catalá que "se depuren responsabilidades" y ha reclamado que se garantice la seguridad del programa. Además, ha considerado que la parada debía calificarse como no planificada "al no haber avisado con la preceptiva antelación", lo que, de acuerdo con el artículo 12 de Real Decreto 1065/2015, que regula Lexnet, debía haberse habilitado un día más para la presentación de escritos.

Finalmente, la opción elegida por el Ministerio fue ofrecer a los afectados la opción de emplear el Justificante de Intervención de Mantenimiento Técnico -se fundamenta en el artículo 16 del Real Decreto-, lo que permitirá presentar escritos fuera de plazo debido a los problemas en la red.

Ángel López, abogado de la Brigada Tuitera, mostraba el descontento del colectivo con el funcionamiento de Lexnet. "Es una chapuza: es antiguo y cada reparación sólo es un parche", explicó, y reiteró su reclamación de que Lexnet pase a estar gestionado por el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). "No hay motivo para que no lo esté ya, sólo hace falta que se le dote de los medios necesarios".

En el Congreso, respuesta unánime de los partidos de la oposición, que ya han exigido la comparecencia de Catalá para dar rendir cuentas sobre estos problemas.

Los fallos en el sistema de comunicaciones Lexnet han agitado el último día hábil en los juzgados antes del parón de agosto. La suspensión anunciada el pasado viernes, y que se prolongó hasta el domingo por la noche, ya hacía prever una jornada complicada, con riesgo de que se produjera una avalancha de notificaciones y escritos de última hora.

A ello hay que sumar la caída de unos 15 minutos de la red que se produjo ayer a mediodía y la lentitud con la que estuvo funcionando en otros momentos del día, circunstancias que provocaron un nuevo aluvión de quejas de abogados y procuradores a través de las redes sociales.

Asimismo, algunos profesionales han denunciado hoy nuevos problemas, como la confusión en el envío de algunas notificaciones entre un abogado y su sustituto. Las brechas de seguridad detectadas en Lexnet la semana pasada, por su parte, han llevado a la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) a anunciar el inicio de actuaciones previas de investigación, después de que el propio Ministerio de Justicia le notificara el viernes los incidentes registrados.

Asimismo, el Consejo General de la Abogacía ha solicitado hoy a Rafael Catalá que "se depuren responsabilidades" y ha reclamado que se garantice la seguridad del programa. Además, ha considerado que la parada debía calificarse como no planificada "al no haber avisado con la preceptiva antelación", lo que, de acuerdo con el artículo 12 de Real Decreto 1065/2015, que regula Lexnet, debía haberse habilitado un día más para la presentación de escritos.

Finalmente, la opción elegida por el Ministerio fue ofrecer a los afectados la opción de emplear el Justificante de Intervención de Mantenimiento Técnico -se fundamenta en el artículo 16 del Real Decreto-, lo que permitirá presentar escritos fuera de plazo debido a los problemas en la red.

Ángel López, abogado de la Brigada Tuitera, mostraba el descontento del colectivo con el funcionamiento de Lexnet. "Es una chapuza: es antiguo y cada reparación sólo es un parche", explicó, y reiteró su reclamación de que Lexnet pase a estar gestionado por el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). "No hay motivo para que no lo esté ya, sólo hace falta que se le dote de los medios necesarios".

En el Congreso, respuesta unánime de los partidos de la oposición, que ya han exigido la comparecencia de Catalá para dar rendir cuentas sobre estos problemas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR