Luz verde al pago de 8.500 millones de rescate a Grecia

El Gobierno aprueba hoy la subasta de renovables y ayudas a la compra de coches eléctricos
16 Junio, 2017
La Abogacía Española recurre la especialización de juzgados en cláusulas suelo
16 Junio, 2017
Ver todas las noticias >

Los ministros de Economía y Finanzas de la eurozona, el Eurogrupo, llegaron hoy a un acuerdo que da luz verde al desembolso de un nuevo tramo de ayuda de 8.500 millones de euros del rescate financiero a Grecia, indicaron fuentes europeas.

Grecia, sus acreedores europeos -Comisión Europea, Banco Central Europeo y Mecanismo Europeo de Estabilidad- y el Fondo Monetario Internacional (FMI) pusieron fin durante la reunión celebrada hoy en Luxemburgo al bloqueo para cerrar la segunda revisión del rescate al país mediterráneo, estancada desde hace cerca de ocho meses.

Esta cantidad de dinero permitirá a Grecia cumplir con el desembolso de 7.400 millones que debe afrontar en julio, 5.600 millones para vencimientos de deuda y 1.800 para pagos atrasados. El Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) ha destinado desde su creación aproximadamente 300.000 millones de euros en concepto de programas de rescate a cinco países de la Unión Europea de los que el 49,6% fue a parar al sector bancario, con el objetivo de salvaguardar la estabilidad financiera del euro y de los estados miembros del bloque europeo, según el primer informe de evaluación del MEDE.

Los países asistidos han sido Irlanda, Portugal, España, Chipre y Grecia, los cuales además de los fondos del MEDE también recibieron ayuda adicional financiera por parte del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), estados miembros de la Unión Europea (UE) y del Fondo Monetario Internacional (FMI).

En total, Portugal recibió 78.000 millones de euros; Irlanda necesitó un total de 67.500 millones de euros; España, aunque se puso a su disposición 100.000 millones finalmente utilizó 41.300 millones de euros; Chipre unos 10.000 millones de euros; y Grecia, que recibió un primer rescate de 110.000 millones en 2010 y otros 141.800 millones de euros en 2012 por considerar “insuficiente” el primero.

La reestructuración del sector financiero fue uno de los principales objetivos del programa de asistencia, entre los que destaca España, ya que fue el único país de los cinco rescatados que la ayuda íntegra se destinó a los bancos y concretamente a las cajas de ahorro.

De igual modo, la ayuda financiera a España se distingue por registrar la mayor diferencia entre la necesidad de recapitalización prevista frente a la inyección de capital real. Según el MEDE, esto se debió a que España devolvió los fondos no utilizados.

Los ministros de Economía y Finanzas de la eurozona, el Eurogrupo, llegaron hoy a un acuerdo que da luz verde al desembolso de un nuevo tramo de ayuda de 8.500 millones de euros del rescate financiero a Grecia, indicaron fuentes europeas.

Grecia, sus acreedores europeos -Comisión Europea, Banco Central Europeo y Mecanismo Europeo de Estabilidad- y el Fondo Monetario Internacional (FMI) pusieron fin durante la reunión celebrada hoy en Luxemburgo al bloqueo para cerrar la segunda revisión del rescate al país mediterráneo, estancada desde hace cerca de ocho meses.

Esta cantidad de dinero permitirá a Grecia cumplir con el desembolso de 7.400 millones que debe afrontar en julio, 5.600 millones para vencimientos de deuda y 1.800 para pagos atrasados. El Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) ha destinado desde su creación aproximadamente 300.000 millones de euros en concepto de programas de rescate a cinco países de la Unión Europea de los que el 49,6% fue a parar al sector bancario, con el objetivo de salvaguardar la estabilidad financiera del euro y de los estados miembros del bloque europeo, según el primer informe de evaluación del MEDE.

Los países asistidos han sido Irlanda, Portugal, España, Chipre y Grecia, los cuales además de los fondos del MEDE también recibieron ayuda adicional financiera por parte del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), estados miembros de la Unión Europea (UE) y del Fondo Monetario Internacional (FMI).

En total, Portugal recibió 78.000 millones de euros; Irlanda necesitó un total de 67.500 millones de euros; España, aunque se puso a su disposición 100.000 millones finalmente utilizó 41.300 millones de euros; Chipre unos 10.000 millones de euros; y Grecia, que recibió un primer rescate de 110.000 millones en 2010 y otros 141.800 millones de euros en 2012 por considerar “insuficiente” el primero.

La reestructuración del sector financiero fue uno de los principales objetivos del programa de asistencia, entre los que destaca España, ya que fue el único país de los cinco rescatados que la ayuda íntegra se destinó a los bancos y concretamente a las cajas de ahorro.

De igual modo, la ayuda financiera a España se distingue por registrar la mayor diferencia entre la necesidad de recapitalización prevista frente a la inyección de capital real. Según el MEDE, esto se debió a que España devolvió los fondos no utilizados.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR